Cómo barajar y cortar las cartas

Como en tantos otros aspectos, el Tarot se caracteriza por la diversidad y peculiaridad que cada tarotista le imprime. Lo que funciona para uno no necesariamente funciona para otros… Y entre los aspectos donde hay mayor variedad está el método empleado para barajar (remover y mezclar las cartas). Ciertamente, no hay una forma establecida, universal e inmutable de barajar las cartas. Por el contrario, existe una infinidad de sistemas, algunos opuestos entre sí. Por ello recomiendo probar varios estilos de barajara para poder decidir cuál funciona mejor para cada uno.

En general hay libertad para barajar, cortar y echar el Tarot como el tarotista desee, pero es aconsejable probar diversos métodos. Sólo habiendo probado varios métodos podrá cada quien establecer su propio ritual. Por ello voy a incluir algunos métodos para barajar y sería interesante que quien tenga un método diferente lo postear para enriquecer la técnica de cada uno.

I. Métodos básicos de barajar

Es importante preparar o “sintonizar” la baraja para cada consulta y para cada consultante; es decir, ponerlas en un orden adecuado a la situación que se consultará en cada caso. Se puede comenzar invocando el nombre del consultante, paral empezar, además de formular la pregunta claramente mientras hacemos las operaciones de mezclado de las cartas.

Como he dicho antes, cada cual tiene su forma o estilo.

1. Mezclar como fichas de dominó. Hay profesionales que suelen utilizar las cartas al derecho y al revés, por lo que necesitan hacen girar las cartas, pero no hacerlo adrede, sino permitir que ellas giren espontáneamente. Se colocan boca abajo (con las imágenes hacia abajo), sobre una mesa, las cartas a utilizar (arcanos mayores solos, arcanos menores solos o todo el mazo de 78 cartas). Se procede a hacerlas desplazar y girar en el sentido de las agujas del reloj con el uso de ambas manos. Moverlas, girarlas y permitir que se mezclen y volteen varias veces. Hay un momento en que uno siente que ya es suficiente. Entonces se recogen y agrupan de la manera que ellas mismas se vayan acomodando.

Este procedimiento permite que unas cartas queden derechas y otras invertidas.

2. Barajar intercalando las cartas. Es el procedimiento más común en cualquier juego de cartas: se sujeta el mazo o grupo de cartas con la mano no dominante (la izquierda para un derecho) y con la mano dominante se separa una porción de cartas (algunos procuran que sea aproximadamente la mitad) y se coloca el filo de esta porción sobre el filo de la restante y se introducen procurando que se intercalen. Se repite este procedimiento cuantas veces precise el tarotista, hasta sentir que ya se han mezclado suficientemente.
Si este procedimiento se realiza con las cartas ordenadas y derechas, al terminar estarán siempre derechas, pero si realiza después del barajado como fichas de dominó (Nº 1) se presentarán derechas e invertidas.

3. Hacer montones. Muchos tarotistas toman el mazo de cartas a utilizar y comienza colocando 2, 3, 4 ó 5 cartas sobre la mesa, una al lado de la otra, boca abajo. El siguiente paso es colocar una segunda carta sobre cada una de las primeras y así sucesivamente hasta terminar todo el grupo o mazo de cartas. Entonces se juntan los montones en uno solo.
Seguidamente, se puede repetir la operación tantas veces como el tarotista crea necesario (3 ò 4). Recuerda tener presente la pregunta durante todo el procedimiento. Cuando sientas que ya están bien barajadas las cartas, las dejas en un solo montón y puedes iniciar la consulta.

II. Cortar

Una vez barajadas las cartas, y antes de distribuirlas sobre la mesa, se acostumbra “cortar” la baraja; es decir, dividir el mazo en dos o tres montones. Hay muchas formas de hacerlo. Algunos Tarotistas dejan al Consultante tocar las cartas (para que conecten mejor con ellas); mientras que otros jamás permiten que otras personas toquen sus cartas (para protegerse a sí mismos y a sus cartas de la energía externa o ajena). En este último caso, se limitan a cortar ellos mismos, haciendo 2 ó 3 montones sobre le mesa y le piden al Consultante que elija uno para extraer de allí las cartas para la pregunta.

Existen diferencias (y polémica) acerca de si es más conveniente contar con la mano derecha o con la izquierda.

a. Un grupo de tarotistas parte del principio de que la mano izquierda es la mano Yin, la mano pasiva, receptiva, de la intuición, la mano corazón, de los sentimientos, por lo que esta mano suele ser la más utilizada para conectarse mejor. Hombres y mujeres poseen esta energía Yin y ella se canaliza a través del lado izquierdo, por ello estos tarotistas piden a todos sus consultantes cortar con la mano izquierda.

b. Otros parten de que la derecha es la mano Yang, activa, de la racionalidad. En consecuencia hacen cortar a los hombres con la derecha y a las mujeres con la izquierda.

Al no haber un criterio unánime, lo más sano es probar ambas maneras y elegir aquella con la que se sienta más cómodo, incluso una tercera opción que es dejar que el consultante se exprese libremente y corte como desee.

Be Sociable, Share!

Tagged with:
Posted in:
Articles by
Published:

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies