El Feng Shui aplicado a la cocina 2ª parte

La cocina debería ser pues un lugar de creación y si fuera posible también de encuentro. Si es posible tenga una mesa cómoda donde poder desayunar o hacer una comida ligera, que pueda usar de mesa auxiliar para cocinar o para que le hagan compañía mientras cocina, sino use mesas abatibles.
 
Anime creando el espacio para que otras personas la usen para cocinar o para compartir el espacio con usted. No debería ser el lugar de exilio donde trabajar mientras los demás disfrutan en el salón esperando la comida que usted prepara. Una cocina debe ser un lugar cálido que anime a entrar y cocinar. Una cocina ideal es la que aporta vitalidad, creatividad, ganas de vivir y de disfrutar.
 
Tener un buen feng shui en la cocina significa tener el frigorífico bien surtido de alimentos a cualquier hora, todos los días de la semana. El frigorífico sustituye a la urna llena de arroz que tradicionalmente colocaban los chinos en la cocina para asegurarse que nunca les faltaría qué comer. Debajo de esa urna también solían colocar un paquete de monedas envueltas en papel rojo que aseguraba la buena fortuna y que debía cambiarse por otro nuevo el primer día del año lunar.
 
Esta práctica todavía se sigue realizando y el feng shui la recomienda. También son buen feng shui las mesas para el desayuno instaladas en la cocina, que constituyen un punto focal de interés. Además pueden servir para hacer una separación entre la lavadora, el frigorífico y el fregadero, -a un lado de la cocina- y el horno y los fuegos situados al otro lado. Así se disminuye el antagonismo agua-fuego.
 

Los colores también juegan un papel importante en una cocina Feng Shui. Las paredes deben ser de color brillante y claras, como beige, blanco, azul claro o verde claro. Elije después los utensilios de color más oscuros que permita la complementariedad entre el Yin y el Yang en la sala. Madera, metal, fuego, agua, tierra, los cinco elementos de la vida deben mostrar su presencia en la cocina.
 
Para ello, tenga en cuenta los materiales con que sus utensilios de cocina son fabricados. Si alguno de estos elementos de la vida se ha omitido, el flujo del Chi en la cocina experimentaría una interrupción. (Se denomina “chi” al flujo sutil de energía que une todas las cosas del Universo. El flujo de energía que parte de una entidad hacia otra, constituye la base del Feng Shui).
 
La iluminación más recomendable es natural, debe ser un espacio brillante, se pueden iluminar las esquinas con spots de luz brillante para evitar el estancamiento de la energía en las esquinas y generar un movimiento y crecimiento constante de proyectos de trabajo y sentimentales. Las frutas frescas y abundantes así como las semillas promoverán un ambiente agradable al igual que las verduras limpias y saludables.

 
Decorar con hermosas botellas de aceite de oliva imprimirá un toque de distinción y elegancia en este importante espacio de casa. El material más recomendable para preparar y elaborar los alimentos son los muebles o mesas de trabajo de madera. El metal y la cerámica generan movimiento y no favorecen la concentración necesaria para cocinar.
 
Se sugiere evitar acumular la basura en la cocina y guardar los basureros dentro de muebles, es decir, evitar tener los basureros a la vista. En cuanto a los colores y tonos favorables, van a ser aquellos claros como beige o crema para tranquilidad, tonos térreos como naranja y amarillo para calidez aunque nos arriesgamos a fomentar tendencia a comer constantemente.
 
Los tonos de verde promoverán crecimiento económico y el azul se recomienda en tonos claros para fomentar comunicación. En las cocinas muy húmedas o con poca iluminación natural se recomienda colocar tazoncitos de porcelana con sal de grano en las esquinas para absorber la humedad y evitar el estancamiento de la energía. Las despensas y lugares donde se almacenan los alimentos deben ser espaciosas y bien ventiladas. Es importante que no estén ubicadas debajo de escaleras pues puede generar demasiada humedad y desaprovechar los nutrientes naturales de los alimentos así como facilitar la aparición de plagas en este espacio.

 
En aquellos casos donde la cocina se ubica cerca de la puerta principal de la casa se desarrolla una tendencia constante a comer entre alimentos, una forma de solucionar este conflicto sería el colgar éstas campanitas de tubos que tienen sonido agradable y se conocen como windchimes o espanta espíritus entre la puerta de la cocina y la puerta principal.

 
Es importante tener cuidado con los desagües en la cocina y patios ya que representan aspiradoras que succionan la energía y se reflejan en conflictos y problemas referentes a la distribución del dinero, afectación de las finanzas y alejamiento de la pareja. Una manera de solucionarlo es colocar una tapita de plástico sobre las coladeras o en su defecto una pequeña plantita. También pintar una línea roja, verde o amarilla rodeando las coladeras y desagües sería una solución a través del color.

 


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.