Los números maestros

Los números maestrosNúmeros maestros

La Numerología es la disciplina que se basa en la trascendencia de los números. A través de ella, la persona puede llegar a conocer detalles de sí misma.

Se considera que los Números Maestros son unas de las más poderosas vibraciones conocidas.

Se cree que simbolizan el potencial en bruto sin utilizar y que nos ayudan a lograr la iluminación.

Esta energía está esperando que la aprovechen aquellos que tienen ojos para ver. Según la numerología más tradicional, se cree que estos números son cifras propias de almas muy evolucionadas, caracterizadas por acaparar una gran sabiduría fruto de haber vivido muchos tipos de vidas.

Por ello, deben tener presente que los actos que rijan sus vidas estarán protegidos por un espíritu superior a la vez que serán sometidas a pruebas muy difíciles que deberán superar para acometer los objetivos que tienen predeterminados por su destino.

Los Números Maestros entrañan una obligación moral muy superior a la normal para quienes los llevan. Esto quiere decir que la persona tiene la alternativa de vivir de acuerdo al Número Maestro que le corresponde.

Si vive de acuerdo a su Número Maestro, su vida y sus acciones brillarán sobre el resto de la colectividad humana y estará cumpliendo con la obligación que contrajo consigo mismo cuando planificó su encarnación actual.

Si al sumar la fecha completa de nacimiento, llegamos en la penúltima suma a un 11, un 22, un 33 o un 44, que al terminar de sumar se convertirían en un 2, un 4, un 6 o un 8, estamos ante un posible Número Maestro.

La persona que está regida por un Número Maestro será a menudo una andadura solitaria. Como su lucha y sus motivaciones no siempre serán comprendidas, se sentirán aislados muchas veces, pero jamás pueden permitirse bajar el listón de sus propias exigencias morales y espirituales, porque perderían el brillo y la fuerza interior que les anima, sino que por el contrario deben recordar en cada momento de su vida que están aquí para ayudar a los demás a liberarse de la ataduras que les encadenan a la materialidad y las bajas pasiones y ayudarles a elevarse a las sublimes regiones del espíritu y de los logros humanos.

De esta manera, la fama y el nombre que los auténticos Números Maestros adquieren en vida no muere con ellos, porque sus logros humanos perpetúan su memoria entre quienes han tenido la suerte de conocerlos, ya que si viven su auténtica dimensión espiritual pueden llegar a ser Grandes entre los Grandes.

Las vibraciones maestras son números de prueba, lo que significa que periódicamente se verán enfrentados a problemas y disyuntivas morales y materiales que deberán resolver haciendo uso de su gran intuición y fortaleza moral.

Si logran vivir de acuerdo a los elevados preceptos que guían a estas vibraciones, habrán dado un paso de gigante en su evolución interior, pero si flaquean, el resultado podrá llevarlos a convertirse en personas fracasadas y frustradas.

Número Maestro 11: Al estar formado por dos números 1 es considerado una cifra sagrada, ya que representa dos veces la divinidad. Si bien es símbolo también de lucha interior, la transgresión de la ley y la oposición, por su vinculación al número 2 que resulta de sumar los dos números 1 que lo forman.

La Misión específica de este doble dígito es transmitir la riqueza interior y la apertura espiritual, manifestándose como un canal conector de las energías cósmicas y universales, para estimular y orientar a los demás.

Está dotado de una gran energía creativa y espiritual, que muchas veces si no se vive de un modo equilibrado y consciente puede llevar a la vulnerabilidad emocional, excesos de impaciencia y complejos de “superioridad”. Este Número Maestro debe realizar un gran trabajo sobre su “Ego”.

Número Maestro 22: Veintidós son las letras que componen el alfabeto hebreo y que, según la cábala, ocultan en su seno los secretos del universo. Reverenciado por diversas tradiciones como número místico, el Avesta parsi estaba compuesto de 22 capítulos, uno de los cuales, el de las oraciones, tenía 22 plegarias.

Y 22 son los capítulos del Apocalipsis de san Juan o los Arcanos mayores del tarot. Es, por tanto, símbolo de sabiduría y conocimiento herméticos.

Está llamado a realizar grandes obras que sirvan a la humanidad, proyectos ambiciosos y de gran amplitud, tienen la posibilidad de trabajar a un nivel concreto, con estrategia y resistencia, para “construir” propósitos elevados. Este doble dígito 2 necesita equilibrar sus aspectos emocionales, para evitar vivir conflictos psicológicos que puedan llevarlos a conflictos afectivos y vinculares.

Hay también una gran necesidad de equilibrar su energía física (4) que debe ser bien utilizada. Este Número Maestro necesita canalizar sus potentes energías para no tensionarse o deprimirse, ya que su punto débil es lo emocional.

Número Maestro 33: Situado inmediatamente después del 32, número de los senderos de la cábala que otorgan el conocimiento de lo trascendente, el 33 simboliza el cambio, la muda, la revolución total que conduce hacia una transformación plena.

Dado que la suma de los números arroja un 6, también está asociado a lo desconocido y a los acontecimientos imprevistos marcados por la fatalidad. Esta es una Misión de amor Universal, muy difícil de desarrollar, porque requiere del despojo material para poder vivir al nivel de esta energía, que pide una vida de servicio sin esperar nada a cambio.

Es el amor perfecto, la Guía, un líder especial, de una personalidad nada común que deberá servir como un “súper canal”, transmitiendo los conocimientos fundamentales y más elevados.

Es la más alta vibración, de tolerancia, pureza, servicio, serenidad y amor, que para ser alcanzada necesita equilibrar aspectos afectivos que no le hagan caer en la indecisión, inestabilidad, los celos y la sobreprotección. La responsabilidad afectiva a un nivel superior es su gran trabajo a realizar.

Número Maestro 44: La duplicidad del 8 está también en él. Por un lado representa el triunfo de los sentidos y, por el otro, es la expresión máxima del equilibrio.

La unión de los dos cuatro simboliza el orden supremo llevado a la acción, la justicia social ejecutada sin obstáculos. Su símbolo es la espada, emblema de la ley humana. Representa también el mundo material y la necesidad de llevarlo a un orden mediante reglamentos y leyes en caso de que sea necesario.

Si lo tienes como número de Vibración Interna (indica el contenido de un fuerte potencia que no siempre se desarrolla y cumple, pues primero se debe trabajar en el aprendizaje del dígito simple, sin olvidar esta cifra para poder potenciarlo en el momento justo)

Los conceptos universales formarán parte de tu conciencia. lucharás por los grandes avances culturales en el mundo, uniendo lo práctico a lo filosófico. Te harás cargo de graves responsabilidades, ya que sabes dónde vas, lo que harás y cómo llegar a realizar todo con gran sentido común.

 

numeros maestros
 

 

Be Sociable, Share!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies