Tarot de los Vampiros

Tarot de los VampirosComo todos sabemos, un vampiro es un muerto viviente dotado de una enorme fuerza y poder, que mantiene su inmortalidad bebiendo la sangre de seres vivos.

 

Un Vampiro está clínicamente muerto, su corazón no late, no respira, su piel está fría, no envejece, pero aún puede pensar, caminar, hablar, cazar y matar.

 

Por eso, para mantener su inmortalidad artificial, debe consumir sangre periódicamente. Algunos vampiros penitentes se alimentan con sangre de animales, y ciertos antiguos deben cazar y matar a otros de su clase para subsistir, pero la mayoría lo hace de la sangre de su raza original.

 

Como también se sabe, muchos de los vástagos más jóvenes optan por beber sangre de animales, simplemente por el hecho de que aún no se han acostumbrado a la idea de herir o agredir a una persona humana. Esto es normal, pero en los primeros meses todos los vampiros acaban aceptando lo que son.

 

En muchos aspectos, la forma de pensar del vampiro adopta una serie de comportamientos que son más propios de un depredador solitario que de un omnívoro común. Existían diferentes interpretaciones acerca de lo que realmente era un vampiro, pues para los gitanos era simplemente un fantasma de alguien que había sido bien un mago o una bruja, o cualquier situación que le haya representado un poder determinado a esta persona muerta.

 

Los vampiros son considerados como unos seres desalmados que tienen como única función el tener que matar a los seres vivos para su supervivencia, viniendo de esta manera a ser la expresión de muchos estudiosos cuando mencionan que los vampiros matan a personas que se asemejan a ellos, pero también existe una diferencia de estos vampiros con sus víctimas, pues a pesar de tener apariencia humana, estos seres no pueden ser reflejados en un espejo con el fin de no ser detectados fácilmente; utilizan un poder determinado para poder escapar.

 

Tienen el poder de convertirse en un murciélago o en una rata o un lobo, pudiendo también desvanecerse en medio de la niebla para una fugaz retirada.

 

Esta baraja de tarot recrea el fantástico mundo de los no muertos desde la perspectiva del ocultismo del siglo XIX y actualiza el universo de los vampiros vinculándolo al esquema tradicional de los símbolos tarot y al fecundo mito que va desde Drácula hasta el presente.

 

Tomando el diseño gótico como referencia, este tarot representa una aportación de enorme valor para todos los amantes, aficionados y estudiosos del vampirismo. Las atractivas imágenes transportan al observador a una época lejana donde la oscuridad es la reina.

 

Este tarot se ha realizado siguiendo fielmente los significados del tarot tradicional, así su interpretación es más fácil para los neófitos mientras que los más expertos podrán inspirarse en el mundo gótico y romántico de estos naipes a la hora de interpretar sus tiradas.

 

Al basarse en las barajas tradicionales, el tarot de los Vampiros cuenta con 78 cartas de las cuales las 22 primeras se consideran Arcanos Mayores  que representan el camino del hombre a lo largo de su existencia. En una tirada, como ya sabemos, los arcanos mayores hacen referencia a los acontecimientos más importantes de la vida del consultante. Las otras 56  pertenecen a los Arcanos Menores.

 

En el tarot de los vampiros se entiende por metáfora el paralelismo simbólico existente entre el vampiro y el hombre. La sed del vampiro, por ejemplo, es metáfora de la avidez insaciable del hombre; y su poder humano.

 

Del mismo modo, sus pasiones y amores son metáforas de la naturaleza humana, y así también su soledad. La extraordinaria fuerza de atracción que representa el icono del vampiro proviene justamente de este paralelismo, y por consiguiente de la felicidad con que cada hombre y mujer se identifican con él.

 

Sería un error, sin embargo, pensar que el vampiro es sólo reflejo del lado oscuro del hombre. Es cierto que cada uno de nosotros existe un lado oscuro, donde se recogen todos nuestros miedos y debilidades, pero el vampiro también posee un fuerte lado luminoso, que de igual forma refleja la naturaleza humana.

 

En el vampiro, luz y sombra están amplificados: son más visibles, más evidentes y más claros; y en el fondo siguen siendo un espejo de nuestra humanidad. Se podrá apreciar que resulta más sencillo acercarse a las situaciones o a las personas moviéndose dentro de la metáfora a conclusiones reales, referidas al consultante.

 

 

 

 

d0238701
d0238702
d0238703
d0238704
d0238705
d0238706
d0238707
d0238708
 d0238709 d0238710
d0238711
d0238712
d0238713
d0238714
d0238715
d0238716
d0238717 t-vampxIII
 VampXIX
 d0238720
d0238721

vampiretarot

 

 

 

 

 

Be Sociable, Share!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies